Creía

Creía africa

Creía el pie que podía caminar sin manos, y no subió a ninguna rama.

Creía la mano que los pies no eran necesarios, y apenas se desplazó un palmo.

Creía la mente que no necesitaba el corazón y sin azúcar jamás pudo volver a pensar.

Creía el corazón que no necesitaba la mente, y latió sin razón.

 

Please follow and like us:

Deja un comentario

Ir arriba