En un mundo en el que todo tiene un precio, nada tiene valor

En un mundo en el que todo tiene un precio, nada tiene valor.

No es un arma
pero mata
más que las balas.

No es un presidente pero manda más,
No lo votamos pero nos gobierna más

La voz del pueblo ha sido silenciada por la voz de la bolsa,
La plaza del mercado por la plaza bursátil
La persona por el dinero
El corazón por la rentabilidad
La democracia por la dictadura del dinero

El poder del pueblo oprimido y ahogado por la economía, relegado, delegado, olvidado, ninguneado.

En un mundo en el que todo tiene un precio, nada tiene valor.

Pero hay esperanza,
Cada día nace el Amor,
Nuevas almas
En todo rincón
Siguen naciendo vidas
Que piden a gritos suicidas
Libertad, Paz, Amor.

35 comentarios

Deja un comentario